EDUCACIÓN PRIMARIA

Una posibilidad de que pensamiento, sentimiento y voluntad se desarrollen de manera armónica.

El mundo de hoy encuentra a los niños con una educación basada solo en la acumulación de “información” y en un forzado y competitivo desarrollo intelectual, lo cual aleja el interés que el alma del niño naturalmente tiene por lo que lo rodea, por el verdadero aprendizaje, que dejará bases sólidas para el futuro.

 

En la escuela primaria, la currícula de la Pedagogía Waldorf, contempla no solo la adquisición de los conocimientos para los que el niño se encuentra preparado en cada momento de su desarrollo, sino la integración de estos contenidos en un leguaje que, traducido por el maestro, le permita incorporarlos con naturalidad a su vida. Le son presentados así, a través del sano desarrollo de la imaginación, los cuentos tradicionales, las fábulas y leyendas, los que, formando parte de verdades universales, allanan el camino de un aprendizaje  que el niño atesorará para toda su vida. El mundo de los números, las formas geométricas, las matemáticas, la aritmética, así como las letras que conforman la lengua,van llegando “artísticamente” al aula, siempre impregnadas por el calor que el interés del maestro sostiene en el devenir educativo del niño.

 

El arte y las materias especiales, las materias manuales, los idiomas,  el aprendizaje musical, la pintura y el modelado, así como las actividades prácticas, físicas  y la huerta, no son compartimientos estancos, sino que están integrados al aprendizaje de la época desarrollada durante la clase principal, la cual diariamente se inicia con la denominada “rítmica”: ejercicios corporales apropiados de coordinación, equilibrio y ritmo, en un marco de intercambio social con los propios compañeros.

 

Pensamiento, Sentimiento y Voluntad deben desarrollarse de manera armónica. El desafío de los tiempos actuales es, no solo sumar datos a la cabeza del niño, sino integrar su vida anímica y afectiva ( corazón), así como el verdadero ejercicio de la voluntad: manos habilidosas, capaces de asir la vida.

 

El maestro acompaña todo el devenir de los niños durante la escuela primaria. Esto le permite conocer profundamente a cada niño en sus necesidades anímicas.

Jardín de Infantes Escuela Primaria Grupo Pedagógico Asociación Civil Contacto
Eventos

JARDÍN DE INFANTES "SEMILLA DORADA" - DIPREGEP N° 7634  |  ESCUELA WALDORF DE HURLINGHAM - DIPREGEP N° 7705

©Copyright 2010 Semilla Dorada. Todos los derechos reservados.